miércoles , junio 29 2022
Inicio / Opinión / CRÓNICA POLÍTICA: Son rumores, son rumores…Villacaña…panistas…destapes

CRÓNICA POLÍTICA: Son rumores, son rumores…Villacaña…panistas…destapes

#Opinión Rosy RAMALES

Tan pronto como se definan las candidaturas a Gobernador de Oaxaca, sobre todo en el PRI, empezará… más bien, arreciará la lucha interna por las presidencias municipales: 153 por el régimen de partidos políticos, en la tierra natal de don Benito Juárez García. Aparte se cocinan 417 alcaldías más, que se eligen por sistemas normativos internos.

Y sin duda, una de las más discutidas y peleadas será la presidencia municipal de la capital oaxaqueña, cuyo gobierno ahora está en manos del PRI y lo encabeza Javier Villacaña Jiménez, a quien también le late el corazoncito por la candidatura a Gobernador de Oaxaca.

Y andaba (y anda) tan aplicado inaugurando obras, iniciando otras, en colonias populares, que daba la impresión de haberse olvidado de la sucesión en la entidad, y, ¡zas!, de pronto aparece en la sede nacional priista para firmar el Acuerdo de Unidad junto con seis aspirantes más.

Contento, retornó al municipio de Oaxaca de Juárez, y se puso a trabajar otra vez, ejecutiva y políticamente. Le salió bueno al PRI, fue un candidato ganador y ha gobernado. Un perfil más o menos así anda buscando el presidente del Comité Ejecutivo Nacional, Manlio Fabio Beltrones, para candidato a gobernador de tan complicada entidad.

¿Ya lo encontraría?

A Villacaña solo le falta un poquito de presencia estatal, lo cual se puede arreglar con una intensa y maratónica campaña electoral. Claro, hace falta otro requisito indispensable: Que no forme parte del grupo de los ex gobernadores, Ulises Ruiz Ortiz y José Murat Casab.

Porque de acuerdo a una nota publicada en esta semana en El Financiero, la selección del precandidato o precandidata del PRI se había trabado por la pugna entre ambos ex mandatarios; por lo tanto la cúpula priista nacional buscaban un perfil ajeno a ellos.

En fin, cuando terminó la sesión del cabildo capitalino, entrevistaron a Javier Villacaña, y un periodista le preguntó: “¿Ya está listo para recibir la buena o la mala noticia (para el destape)?”. Entonces, tras algunas palabras, respondió:

“Quienes firmamos esa carta de intensión de unidad pues dejamos muy claro que será el PRI nacional quien tome la decisión en base a las circunstancias que prevalezcan en el estado de Oaxaca… fuera de eso se han dado mil rumores, desde que va haber declinaciones, y eso no es así, ¿no?”

Lo dijo en tono suave. Uy, porque cuando se conocieron los encabezados de las notas destacando que no declinará, lo imaginamos saliendo a los medios declarando la rebelión, gritando furibundo. Pero no; en el audio se le escucha tranquilo, y, bueno, fue una declaración a los medios en torno al “destape” del precandidato o precandidata de unidad del PRI a la gubernatura de Oaxaca, lo cual puede producirse en cualquier momento. Y también son rumores.

Y, en serio, ¿no declinará? ¿Quiere decir que a pesar de la decisión del PRI nacional, también solicitará su registro como precandidato? Ups, ¿se rebelará? ¿O entendimos mal? Quizá se refiera solamente a que no declinará a favor de alguno de los aspirantes, pero acatará la decisión de la cúpula priista nacional.

También le preguntaron su opinión sobre la coalición PRD-PAN-PT, y, la desestimó con un tonito así como diciendo “para lo que nos sirve”. Realmente dijo: “Yo le gané a una alianza igual…creo que en el seno del PRI hay la posibilidad real de recuperar el gobierno”.

Cierto, Javier Villacaña le ganó a una alianza similar por una nariz; el resultado de la elección municipal fue tan cerrado que la presidencia se resolvió en el recuento de votos. Sin embargo, hay una gran diferencia entre una competencia municipal y la competencia por la gubernatura.

Pero tiene razón, no es una alianza tan fuerte. Y la del PRI, ¿sí lo es? Parece que tampoco.

OTRO RUMOR

Que han visto en diversas actividades del gobierno municipal priista de la capital oaxaqueña, a la panista Leslie Jiménez Valencia.

Claro, es la diputada local del distrito electoral que abarca la mitad del municipio de Oaxaca de Juárez, entonces puede entenderse como mero cumplimiento de su responsabilidad como representante popular.

No obstante, ha despertado la duda entre priistas y panistas. Porque la han visto hasta en inauguración de obras acompañando al presidente municipal priista, Javier Villacaña Jiménez, quien antes que nada, es un caballero y, pues, ni modo que la corra.

Bueno, ¿y por qué tanto sospechosismo? Es que priistas y panistas (algunos en ambos casos) piensan que Leslie está tomando ventaja del trabajo de Villacaña Jiménez para hacer presencia rumbo a las próximas elecciones municipales, en las cuales aspira a competir para sucederlo en la presidencia municipal.

¿Será? ¿O es coincidencia?

Pero Villacaña es priista y como lo manda la lealtad partidaria, trabajará para respaldar a quien resulte candidato o candidato de su partido político; ni modo que a Leslie como panista.

UN RUMOR MÁS

Que algunos diputados priistas se atribuyen el haber generado la iniciativa de ley contra la violencia política hacia las mujeres, presentada por la diputada panista Alejandra García Morlan, a cuyo texto original tijerearon algunas sanciones.

Ups, una ley de esa naturaleza sin sanciones, ¿entonces para qué?

Y ciertamente, Alejandra, también prospecto panista a la presidencia municipal capitalina, hasta envió comunicado anunciando la presentación de la iniciativa de ley e hizo referencia de la misma en ocasión del Día Naranja; es de ella la iniciativa.

 ***

Correo: rosyrama@hotmail.com

Revisar tambien

LA X EN LA FRENTE: IMPARTICIÓN DE JUSTICIA Y GOBERNABILIDAD

Por Moisés MOLINA Hoy en el Tribunal Superior de Justicia de Oaxaca refrendamos la vocación ...

A %d blogueros les gusta esto: